Y yo te quería.

Hazme poesia.

Si en algo estamos de acuerdo es que nuestra historiano es más que un capítulo inacabado con el peor sabor de boca. Es ese poema a medio hacer que te deja con ganas de más o quizás de menos, dependiendo del dolor que te provoque entre el estómago y el pecho. Somos los actores secundarios de nuestra propia vida porque les cediste el protagonismo a terceras personas. Y yo te quería, yo te quería.

Pero ya no. Tarde. Como nuestro último abrazo, como tu perdón: seco y vacío de sentimiento.

Ahora tengo el corazón despegado de mentiras y falsas promesas, con planes de futuro a medio querer. Supongo que el amor es eso, la ilusión y el desengaño de no envejecer juntos, de prometer y faltar a cada una de nuestras palabras, ya olvidadas.

No sé donde esconderme cuando la primavera me recuerda que te fuiste con complejo…

Ver la entrada original 16 palabras más

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Hoy hablan los demás. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario (Datos opcional)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s